miércoles, 27 de febrero de 2013

Caradura y Caratonta

Lxxx de Gxxxxxxx, Yxxxx, a 27 de febrero de 2013.


Sra. Grandísima Caradura:



Recibí el recado que tuvo a bien mandarme, aunque dado lo delicado de la situación que nos atañe, hubiera esperado que se presentara personalmente como correspondía. Comprendo muy bien su situación familiar y los problemas económicos por los que atraviesa y lamento profundamente que esté pasando por ellos, sin embargo, debe comprender que yo también tengo mis propios problemas, igual de lamentables e igual de preocupantes que los suyos, dado que el hecho de ser maestra no me exime de ellos.


Desde lo ocurrido hace dos semanas, para ser más precisa el viernes 7 de febrero, he sido muy consciente y tolerante, guardando absoluta discreción, aun cuando por lo GRAVE de la situación, debí haberlo turnado a las autoridades correspondientes, puesto que lo ocurrido se trata de un DELITO tipificado como ROBO y ABUSO DE CONFIANZA, y que al tratarse de un menor, la responsabilidad recae sobre los padres. Si no lo he hecho, es precisamente porque le conozco desde hace tres años y consideré que no era necesario llegar a ese punto, no solo por las implicaciones legales que esto tendría, sino porque no deseaba que esta situación fuera del conocimiento público, para evitarle a su familia y en especial a B (mi alumno), el señalamiento y escarnio del que serían objeto al saberse esta situación, aun cuando es la justa consecuencia de un hecho tan lamentable. Debe saber además, que dado lo delicado de la situación actual en nuestro país, lo ocurrido en nuestra zona escolar con otros compañeros profesores y la propia situación vivida (de la que usted fue testigo), tenemos órdenes precisas de reportar a nuestra supervisión escolar y sindicatos cualquier situación que pueda ser objeto de conflicto en nuestras escuelas o poner en riesgo nuestra propia seguridad. Sin embargo, levantar el acta correspondiente, implicaría aplicar el reglamento, que en este caso, dado que se trata de una infracción mayor, podría llegar hasta la expulsión del alumno, además de que se anexaría a su expediente, con la consecuencia de que no se le entregaría CARTA DE BUENA CONDUCTA al concluir sus estudios de Educación primaria, necesaria para el ingreso a secundaria.


Como se habrá dado cuenta, hasta este momento he tenido para con ustedes la mayor consideración posible, demostrando mi ética profesional y personal en todo momento, procurando no afectarles consciente de su situación y por el aprecio que le tenía su hijo como mi alumno que es, aprecio que me ha llevado incluso, a asumir desde hace tres ciclos escolares muchos de los gastos generados en la escuela con los que usted no ha cumplido en tiempo y forma, y porque el día 14 de febrero cuando acudí a su domicilio, estando presente mis compañeros, se comprometió formalmente a resarcir el daño a la brevedad posible, luego de reconocer que desde el mismo día en que ocurrieron los hechos usted tuvo conomiento de ellos.


Por ello, es que ME RESULTA MUY PENOSO QUE ANTE LAS CONSIDERACIONES QUE HE MOSTRADO, no obstante haber sido objeto de mentiras, las implicaciones que el haberme privado de MI dinero ha tenido para mi propia economía ( y haber tenido que desembolsar todavía más dinero tratando de recuperar el que me fue ROBADO en un acto de TOTAL FALTA DE RESPETO y ABUSO DE CONFIANZA) y aun cuando NI SIQUIERA SE ME HA PEDIDO DISCULPAS, ni parece haber una verdadera intención de hacerlo, incluso ni siquiera observo muestras de arrepentimiento genuino ni garantías de que no volverá a suceder dado que hasta ahora para ustedes no ha habido ninguna consecuencia más allá de tener que restituir lo que desde un principio no debieron permitir que su hijo conservara y mucho menos gastar como familia(¿Qué clase de valores está inculcado a sus hijos cuando no sólo permite sino que fomenta esta conducta?), de tal suerte que en esta situación la única afectada sigo siendo yo, y como si ello no fuera suficiente, que además se me siga mintiendo, poniendo incontables excusas y se me haga pasar por la penosa situación de tener que insistir constantemente en la restitución lo de legalmente me corresponde dado que YA HAN PASADO 20 DÍAS y sigo esperando, cuando lo más fácil para mi hubiera sido turnarlo a las autoridades correspondientes.


Deseando que comprenda la situación en la que esta falta de compromiso y seriedad de su parte me han puesto, espero se presente hoy mismo para cumplir con el compromiso que adquirió y evitarnos las complicaciones arriba descritas. Resumiendo, déjese de cuentos y no me venga con chantajes emocionales, que ser pobre no es ninguna justificación ni atenuante para ser deshonesto.

ATENTAMENTE


Profra. Cansada de que le vean la cara de tonta

5 comentarios:

  1. La cuestión es, ¿se trata de un simple desahogo o realmente vas a mandarla o, en su defecto, dar parte a las autoridades? Que ser pobre no es una justificación para ser deshonesto, pero ser "tonto" es una invitación a que otros lo sean contigo... ;-)

    La justicia por encima de la bondad, siempre. Actúa.

    ResponderEliminar
  2. La he mandado desde el viernes, con ligeros cambios, ya que por mi posición no puedo permitirme ciertos arrebatos, pero justo es decir que son apenas mínimos. Y es posible que hoy proceda la expulsión, aunque no quiero afectar a mi alumno, si lo expulsan no seguirá estudiando, pues no lo enviarán a otra escuela,lo sé, así son ellos, y qué posibilidades tendrá de adulto, pero créeme, no es solo debido a mi "buenismo" que esto se ha dado así de lento,tb es por cautela, porque esta situación ha puesto de manifiesto las actividades poco honrosas de la familia...la situación es más compleja y delicada de lo que parece y aunque quiero justicia, y por supuesto que voy a llegar hasta las últimas consecuencias, preferí antes agotar los recursos para una resolución pacifica aunque lenta a enfrascarme en un lio en el que incluso peligre mi integridad física ( y no exagero), pero claro, todo tiene sus límites.

    ResponderEliminar
  3. Qué cara más dura tiene alguna gente... Creo que ya has sido suficientemente buena. Si por la vía más correcta no atienden a razones, pues ya sabes lo que te toca...

    Por cierto, no sé si sabes que soy miope... ¿podrías escribir con letra un poquito más grande? Me dejo los ojos cada vez que te leo. Jajaja. Un besote, guapa!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que la carta y la suspensión dejaron claro el mensaje, el jueves se presento muy temprano, primero con la intención de conmoverme, pero al ver que no cedí ni un ápice y por el contrario le hice gala de mi vena "abogadil" sacando a relucir algunos términos legales recién aprendidos, por fin recuperé mi dinero ¡¡yupiii!! xD.

      Para que no se diga que en este blog no nos preocupamos por la salud visual de nuestros lectores ni los consentimos, ya he cambiado la letra, jajaja.

      Eliminar
    2. ¿Lo has recuperado? Enhorabuena!!! Y ya me he dado cuenta de la letra... Así da gusto... Gracias mil!!!

      Eliminar

QUEDA ESTRICTAMENTE PROHIBIDO COMENTAR EN ESTE BLOG.
¡Hey! Pero ¿Qué hace? ¡Oiga! ¡alto! ¿Acaso no ha leído la advertencia? ¡Gente! Nunca leen las letras pequeñas...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...